domingo, 5 de abril de 2009

"DOMINGO DE RAMOS"

Y Sión decía: "Yavé me ha abandonado, el Señor se ha olvidado de mí." Pero ¿puede una mujer olvidarse del niño que cría, o dejar de querer al hijo de sus entrañas? Pues bien aunque se encontrara alguna que lo olvidase, ¡Yo Nunca te abandonaré! (Isaías 49, 14-15)

Dios no es solamente el Padre de Israel, es el Padre de los hombres y estas cuarenta reflexiones no han tenido por objetivo convertir a nadie, sino hacer entender que dentro de nuestras vidas cotidianas existe una necesidad espiritual de volver a ver el sol, de sentir, de amar y de volver a creer.

Hoy comenzamos, en lo personal, un tiempo muy especial, con este "Domingo de Ramos" se da inicio a la conmemoración de la Pasión, Muerte y Resurreción de Cristo, una profundidad emocional que nos lleva a analizar aspectos que olvidamos, a retraernos de nuestras actividades y darnos cuenta que el alma del mundo es una sola, independientes a nuestras creencias y a nuestras formas de ver la vida.

De alguna forma este ha sido una forma de ver la la religión desde un ángulo distinto al que estamos acostumbrados, entender que no solo se refiere a ritos sacros en las iglesias, sino a algo más profundo, con matices de simpleza y sobre todo cotidiano.

Comenzamos a vivir, dejemos de lado la soberbia y vivamos en la humiladad que solo nod concede el alimentarnos con amor. Estos han sido Cuarenta días, cuarenta reflexiones sobre lo Cotidiano, el Amor, la Vida, Dios, el hombre, el sacrificio.

Principito
Desde mi principado para el Mundo

(La fotografía es propiedad de http://pensamientoplano.blogspot.com © 2009 Derechos Reservados por su autor)
Publicar un comentario